Caracas: Delincuentes asaltaron a equipo reporteril del diario El Nacional

El 9 de julio de 2015, un equipo reporteril del diario El Nacional fue asaltado por tres delincuentes que los despojaron de sus pertenencias en la calle Real de Prados de María en la ciudad de Caracas. Los reporteros pidieron auxilio a varios funcionarios policiales que se encontraba en una alcabala cercana. Sin embargo, estos últimos explicaron que no podían hacer algo porque los delincuentes se encontraban en una “zona de paz”. El hecho ocurrió entre las 10:45 y las 11:00 p.m.

Alejandro Da Silva, reportero del diario El Nacional, relató a IPYS Venezuela que fueron abordados por tres jóvenes que se desplazaban en una camioneta Terios, color plata, placa AD899MA, y que los despojaron de una cámara, teléfonos celulares y tablets, mientras que al conductor le robaron su vehículo Corsa, perteneciente a la empresa de transporte del diario El Nacional.

Da Silva explicó que dos de los delincuentes huyeron del lugar, a bordo del vehículo de la empresa de transporte, y el último sujeto se fue en la camioneta Terios.

El reportero relató que acudieron a una alcabala de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), cuerpo de seguridad del Estado, para pedir auxilio. Sin embargo, los funcionarios policiales les notificaron que no podían hacer algo debido a que se encontraban en “zonas de paz”.

Se debe explicar que la llamada “zona de paz” fue una iniciativa que el gobierno nacional promovió en distintas regiones del país, con el fin de que individuos dedicados a la actividad delictiva tuviesen la opción de reinsertarse en la sociedad. También se tiene conocimiento de que las “zonas de paz” son áreas en las que no hay presencia permanente de funcionarios policiales ni militares.

Posteriormente, el diario El Nacional informó, a través de su página web, que habitantes del sector El Cementerio confirmaron que el vehículo se encontraba en la zona y que los delincuentes pedía 370 mil bolívares para el rescate.

Por otro lado, periodistas de la fuente de Sucesos confirmaron la localización del vehículo en el mismo sector, al lado de la Iglesia San Vicente de Paul en la subida de “centinelas”.

Se supo que la banda opera en la Parroquia San Vicente de Paul con la misma modalidad que aplicaron con el equipo de El Nacional.

Este hecho se enmarca en categoría de robo a comunicadores sociales, y también a un hecho de impunidad vinculado a mala praxis policial por inacción de los funcionarios policiales durante el cumplimiento de sus funciones.

Scroll to Top